1 de abril de 2017

Premios MIN / IX Premios de la Música Independiente, los Goya del indie


Los Premios MIN llegaban a su novena edición y celebraban su gala correspondiente en el Teatro Nuevo Apolo de Madrid donde normalmente son Los Morancos los que se suben a sus tablas con su peculiar sentido del humor. En esta ocasión el escenario, y el camerino, de los sevillanos era ocupado por la cantante/colaboradora/presentadora/actriz que si Astrud escribiera la versión femenina de Hay un hombre en España que lo hace todo, se la harían a ella: Zahara. Actuaciones en directo, entrega de variados premios, repetición de grupos por doquier y una buena cantidad de músicos indies que andaban por el lugar.



Fotografía: Guille Mostaza, Gibson en mano, retratado por Juan Pérez-Fajardo

Así pudimos ver por allí a Guille Mostaza y Frank Gálvez (Mostaza Gálvez), Amparo Llanos  y Samuel Titos (Antes en Dover y ahora con su nuevo proyecto musical New Day), La Bien Querida, Digital 21, y hasta a Íñigo Errejón, el único político que acudió a la gala (sic). También a buena parte de los nominados y otros tantos que se encargarían de la entrega de premios como Vetusta Morla, los podéis ver hablando en la alfombra roja presentada por Mafalda González. Los Vetusta Morla fueron incluidos en el momento "bajona" de la gala... un "In memoriam" de todos aquellos que habían abandonado discográficas indies para acabar en multis a lo que Zahara hizo, con mucha ironía, un comentario sobre su experiencia aquella cuando La Vuelta, el Merezco y esas cosillas.

El problema de las galas, pese a los gags y chistes, es que se acaban haciendo bastante pesadas... Este año se había modificado el sistema de votación: El público elegía a los finalistas y el jurado se encargaba de sacar de entre estos al ganador. Que hubiera una repetición de candidatos en las listas es culpa "nuestra" y como bien decía la anfitriona "Nos vamos a quejar igual". No tenía poca razón. Nunca estamos contentos con la forma de seleccionar artistas... que se lo digan al representante de este año de Eurovision.
Además de los premios a mejor música en euskera, gallego, catalán, jazz, rap y demás, donde si que existía más variedad, los premios más pop rock fueron a parar principalmente a Triángulo de Amor Bizarro que con su último disco, Salve Discordia, siguen conquistando a sus fieles y han ganado nuevos adeptos. Tres premios se llevaron a mejor disco, mejor artista y mejor producción (Carlos Hernández), mientras que Belako se llevaron, con todos los honores, el premio a mejor directo que a muchos nos dejó impresionados en el pasado Contempopranea.

Fotografía: Facebook Belako
De los momentos más emotivos de la noche, en el que se entregaba el premio a la desaparecida Gata Cattana como mejor artista emergente que recogía una emocionada familia o el Premio Honorífico Mario Pacheco que fue otorgado a la recientemente fallecida Paloma Chamorro, una de las trabajadores de TVE que consiguió popularidad con el programa La Edad de Oro

Entre las actuaciones destacar las de Kokoshca, que editaron el año pasado el LP Algo Real, y las divertidas Las Bistecs con Señoras bien que, sorprendentemente, se llevaron el premio a mejor videoclip... y ellas me gustan pero ¿Mejor videoclip? En esta categoría creo que había bastante más allá de lo que se había seleccionado pero, recordad, que es nuestra culpa, que el pueblo es soberano y fuimos los encargados de decidir quienes estaban allí. Aún así, que se llevaran un premio Las Bistecs me pareció muy bien, más que cantantes son un espectáculo que en directo funcionan a las mil maravillas.

Zahara en el Photocall antes de arrancar la gala. Fotografía de José Baez

Al final Zahara se hizo su propia versión de Caída Libre, ¿Alguien pensaba que no iba a cantar?, dedicada a los nominados de la noche. Puro amor. Como siempre.

La gala la puedes ver en Flooxer que se encargó de emitirla en directo:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

"It's a brand new day things will go my way"

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...