2 de febrero de 2015

Alex Pler: "Incluso las historias que no salen como uno quería, siempre tienen sentido, al final"


-o-
Hace alrededor de año y medio, Alex Pler y yo, estábamos una tarde de verano en el Barrio de Gràcia de Barcelona, sentados junto a la plaza de la Virreina para hablar de El mar llegaba hasta aquí (Autoeditado, 2015), casualmente uno de los lugares por donde transita su protagonista, Leo. A la novela le ha tardado en llegar su momento pero en este mes de enero se ha publicado. Así aquella entrevista queda guardada como una entrada nunca publicada de Confesiones tirado en la pista de baile que tenía como titular "He escrito el libro que me gustaría leer"

Ahora nos reunimos, de una forma diferente, en Granada. No sabemos como hemos llegado hasta aquí. Hemos comenzado a caminar por esas estrechas calles, casi laberínticas, subiendo hacía uno de los rincones más bonitos de la ciudad, y de España. Quiero hablar con Alex de su novela. Sé que tenemos poco tiempo para hacerlo, pero se convierte en una charla entre amigos.
-o-

Tantos años escribiendo y finalmente está aquí tu primera novela, El mar llegaba hasta aquí, ¿Cómo fue el momento que acabaste y que sensación tuviste al poner la última corrección?
Liberación. Eso sentí cuando la terminé. Alivio: ¡había llegado a la meta! O eso creía. Año y medio después, cuando terminé la última corrección... entonces sentí vértigo. ¿Y si no gustaba?



La novela es una historia que mezcla el amor, el desamor, amistad, las relaciones especiales con elementos de ciencia ficción ¿cómo llegas a esta fusión?
No fue algo premeditado, simplemente surgió así mientras escribía. Quería contar la historia de "amor" entre Adán y Leo, y a medida que avanzaba iban apareciendo elementos fantásticos como los peces nadando por la ciudad o la lluvia que no para. El mundo de estos personajes tenía que ser así. Extraño, como su relación.

Extraño, como algunas de las ideas que rondaban en las versiones iniciales de El mar llegaba hasta aquí. En el origen de la novela nos encontrábamos con vampiros y canibalismo, ¿En qué momento se perdieron por el camino?
Uno empieza con muchas ideas en la cabeza: voy a escribir sobre esto o sobre lo otro. Solo cuando terminas el primer borrador y lo relees, te das cuenta de qué trata realmente tu historia. Y hay piezas que encajan, otras que no, otras que tendrás que construir en futuras reescrituras...

En el caso de los vampiros y el canibalismo, más que borrarlos, los integré en la novela de otra manera a la prevista, más difuminada o natural. De todos modos, los guiños están ahí. Será que los restos de sangre nunca desaparecen.

-o-
Hemos llegado a las alturas de la ciudad, al Mirador de San Nicolás Vemos al fondo la Alhambra, de fondo suena, de algún lugar cercano la banda sonora de Amelie que acompaña la conversación, giramos la cabeza para tratar de observar de donde viene. Alcanzamos a ver una ventana y dos siluetas.
-o-


Se demuestra que la música forma parte de la vida de los personajes, sobre todo entorno a Leo o más bien reflejo de sus sentimientos, con continuas referencia a lo largo de la novela ¿La vida sin música sería un error?
Totalmente. Incluso un día sin música parece un día perdido, ¿no? Puede que nos vayamos a dormir sin leer o ponernos el capítulo de una serie, pero creo que las canciones siempre nos rondan la cabeza. En la ducha, por la calle, al pensar en "esa" persona... Intenté que para mis protagonistas la música fuera igual de importante que para mí o mis amigos.

Algunas escenas casi podrían formar parte de un musical, al menos en mi cabeza lo son.


Igual de importante que la música es la descripción a lo largo del libro. Sin llegar a ser un libro con un exceso de descripción si que encontramos una sucesión de detalles, rincones, situaciones... ¿Eres del gusto por las pequeñas cosas, esas "pequeñas cosas sin importancia"?
El tema de las descripciones es muy peliagudo. No me gustan los libros que detienen la acción para decirte: "Mira, así es la habitación, así es el protagonista, ¿lo has visto bien? Sigamos". Prefiero que cada detalle esté integrado en la historia. Y eso he intentado, no sé si lo habré conseguido, pero quería que esas pequeñas cosas dijeran mucho de cómo es Leo, cómo es Adán, cómo son las ciudades que ven desfilar su relación.

Colección de libros de Elige Tu Propia Aventura

Esos pequeños detalles, la importancia de la música... Para inspirarte a la hora de escribir, supongo, que lo has hecho en parte de tus lecturas a lo largo de tu vida ¿Has tenido influencia lo que has leído de pequeño, has vuelto a ese mundo de fantasía... y pesadillas?
Un poco sí. Como la fusión de realidad y fantasía, tampoco lo pensé mucho... pero todo lo que has leído te influye en tu forma de escribir. Por ejemplo, en un punto del libro Leo dice: "elijo la página 97, volver con Adán", como en los Elige Tu Propia Aventura.

Y no solo libros: a lo largo de la novela incluyo guiños a videojuegos o películas que también me marcaron. Los cohetes despegado son los de Gattaca, cuando Leo aprende a nadar le cuesta como manejar a Lara Croft en el primer Tomb Raider... Cosas así. ¡Pido perdón a los que no sean de mi generación!


Elige tu propia aventura fue la base para tu primer libro, La noche nos alumbrará (Autoeditado, 2013), que recogía lo mejor de Sombras de Neón, tu blog, sin duda debió marcarte la infancia...
Mi madre recuerda que lo primero que escribí, con 7 u 8 años, fue un libro de Elige tu propia aventura, ambientado en Egipto. Tú mismo jajaja...

-o-
Nos quedamos absortos mirando la preciosidad que es la Alhambra. Mientras el cielo, que estaba completamente despejado al llegar, empieza a tener algunas nubes que cubren el cielo rápidamente, pero no impiden ver la grandiosidad de este lugar.
-o-


La ciudad de Granada es el escenario de arranque de El mar llegaba hasta aquí, ¿Qué tiene de mágico esta ciudad?
No puedo ser objetivo porque mi primer amor lo viví por su callejuelas... pero creo que es una ciudad muy romántica. Con rincones para perderse juntos, vistas de las que enamorarse.

Desde que empecé a escribir, tenía claro que una parte de la historia ocurriría en Granada. De hecho, en los primeros borradores la parte de esta ciudad era más extensa, tuve que recortar para que el inicio tenga más fuerza. Con suerte, los lectores se enamorarán de esa Granada de cuento como yo lo hice.

Plaza de la Virreina en Barcelona

Totalmente de acuerdo sobre Granada, pero aparece Barcelona, uno de los escenarios principales, con todos los honores, ¿Por qué es tan cinematográfica? En el libro, al leerlo, se trasladaba en mi mente como fotogramas.
Jo, gracias, me alegro de que te inspirara eso el libro. ¿Barcelona, cinematográfica? Otra vez, no puedo ser objetivo, es mi ciudad. Casi todos los momentos importantes de mi vida, buenos y malos, han ocurrido en Barcelona. La mesa de ese bar de mis primeras citas, la plaza donde comía un bocadillo con mi abuela antes de ir al cine... De una forma u otra, todo eso tenía que saltar a la novela.


Eso que dices de no ser objetivo, es una subjetividad que puede extenderse. Es muy fácil identificarse con los personajes, ¿Crees que toda una generación va a estar reflejada en ella?
¡Ojalá! En el libro puse muchas cosas que me gustan, espero que sean compartidas en más de un caso. Y sino, que el lector pueda seguir con la historia tan tranquilo, claro.


-o-
Escuchamos pasar a un grupo de personas, parecen guiris (perdidos en una historia fácil), aunque son todavía más extraños que ellos. Entre algunas de esas personas encontramos a seres sacados como de alguna película de David Lynch o de algún cabaret friki a lo American Horror Story
-o-


Una vez leído el libro, dentro de esa mezcla de fantasía-realidad que ya has mencionado, ¿Cuánto de realidad y cuánto de ficción existe en El mar llegaba hasta aquí?
Suelen preguntármelo nada más terminarse el libro. Igual es mejor conservar parte del misterio, Los magos no explican sus trucos. Pero es obvio que más de una vez he sentido cosas parecidas a Leo. Y espero no ser el único, que más gente se haya enamorado de la persona correcta en el mundo equivocado.


Dentro de esa realidad, antes mencionábamos La noche nos alumbrará ¿Cómo ha funcionado desde su publicación que, justo, hace un año en este mes?
Estoy muy contento. Por la acogida de los lectores, la oportunidad de presentarlo en varias librerías... Tan contento, de hecho, que no me ha importado repetir la experiencia con "El mar llegaba hasta aquí".

¿Los lectores de la novela encontrarán parte de el Alex de Sombras de Neon y viceversa los de El mar llegaba hasta aquí en Sombras de Neón y La noche nos alumbrará?
Eso lo podréis valorar más vosotros desde fuera, pero supongo que sí, tanto el blog como la novela los he escrito en la misma época y el estado de ánimo, vivencias, forma de escribir... serán parecidos, imagino.

De hecho, enlazando con el optimismo de "La noche nos alumbrará", para escribir "El mar llegaba hasta aquí" me propuse que al final de cada capítulo, Leo resolviera un problema. Con más drama y dosis de ficción, eso sí.


-o-
El cielo ya no tiene ni un rincón con sol, todo son nubes y ha comenzado a llover. Decidimos refugiarnos en un bar cercano y pedir un par de cervezas. Brindar. y seguir charlando como si no pareciera que nos hubiéramos hecho un carrerón para estar reguardados.
-o-


Regresando al El mar llegaba hasta aquí, vuelves a repetir portada con Jose Soriano, que casi sigue perfectamente el estilo de la anterior como si, de alguna forma, fuera tu propia editorial, ya que el libro es autoeditado, ¿Qué reflejo ves en ella de la novela?
Mira, Jose Soriano responde a tu pregunta anterior: él quiso repetir tipografía y estilo porque consideraba que ambos libros son dos caras de la misma moneda.

Desde que me enseñó la portada, supe que tenía que ser esta. Valoramos otras opciones, pero la portada definitiva me gusta porque además de ser bonita, a medida que lees, va ganando en simbolismo. Le estoy muy agradecido a Jose, hace un trabajo estupendo y sabe sintetizar toda una historia en una imagen.

Jose Soriano, autor de las dos portadas de los libros publicados de Alex Pler

Esas otras portadas, ¿algún día las verá el público, o quedarán recluidas como pequeños (grandes) secretos para ti?
Pues... No descarto sacar algún merchandising, en plan pack de postales con las portadas alternativas. O utilizar alguna como imagen del blog, porque también me encajaría. Será por ideas...

Si no fuera tu novela, ¿Por qué recomendarías al lector El mar llegaba hasta aquí?
Porque incluso las historias que no salen como uno quería, siempre tienen sentido, al final. Igual que cualquier viaje.

Si el amor de Leo y Adán entretiene o inspira a la gente que lea el libro, me doy por satisfecho.


-o-
La agitación de lugar, la música, las personas que van pasando, alguna incluso nos resulta familiar, siguen dando juego para preguntar. En un rincón aparecen libros y los DVDs de su adaptación al cine.
-o-

¿Qué futuro le ves al libro? Te gustaría hacer algo más alrededor de él... o incluso que fuera adaptada al cine.
Por soñar que no quede... Estaría encantado con alguna adaptación: cine, cómic. Claro que son cosas que ya no dependen de mí. A lo largo de los próximos meses continuaré promocionándolo, eso sí, pero ya pienso en próximos proyectos. Hay más historias ahí fuera.

Vistas de la Alhambra desde el Mirador de San Nicolás

Justo sobre eso, próximos proyectos, sé que algo tenías escrito... ¿Alguna cosa más que quieras contar, avanzar, insinuar, sobre tu futuro como escritor?
Mi segunda novela ya está terminada, de hecho. Se titula "Nunca seremos inocentes" y solo falta darle los últimos retoques para lanzarla al ruedo: pienso presentarla a editoriales y agencias, quizás algún concurso. A ver qué pasa esta vez.

Sobre el argumento prefiero contar mucho todavía. Solo que trata de dos personas que conectan y huyen juntas. ¿De qué, hacia dónde? Para saberlo habrá que leer el libro cuando salga (jejeje).


-o-
Alguien sale del bar corriendo. Parece que se ha dejado algo en la barra. El camarero la revisa, y grita un nombre "¡¡¡Leo!!!". En ese momento Alex y yo nos levantamos, cual resorte y salimos a la calle. Creemos que es el momento de marcharnos. No queremos interferir en lo que suceda a partir de este momento. 

La lluvia cae copiosa, la calle tiene más de un dedo de agua a nuestros pies. Resuena otra canción mientras corremos a toda velocidad: "The drops of rain, Became a river, And now it's time to end this dance, So thank you"
-o-

El mar llegaba hasta aquí, ¿A ti dónde te ha dejado?
El mar me ha dejado con mi primera novela, que es mi segundo libro, y unos cuantos lectores y lectoras compartiendo su cariño desde la distancia... Ha sido un viaje largo pero ha merecido la pena.

-o-
Paramos en seco. El cielo está oscuro, parece que a punto de desprenderse sobre nuestras cabezas.
-o-


Vista nocturna de Barcelona


Antes de desaparecer, ¿alguna última palabra?
Gracias. Gracias a ti por invitarme una vez más, sabes que es un placer, y más si viajamos a Granada. Y gracias a quienes hayan llegado hasta aquí. Gracias
Tom Daley, gracias también

-o-
Un chaparrón de agua cae sobre nosotros. Como si el cielo se estrellara contra la Tierra. Desaparecemos. Cada uno vuelve a su casa, propulsados como si ese agua nos hubiera transportada a toda velocidad y aparecemos empapados. Seguro que es la magia de Granada que une Barcelona y Madrid a toda velocidad.
-o-


Si os gusta el amor, la buena música y una historia que os llevará hacía terrenos insospechados, tenéis que leer El mar llegaba hasta aquí, se quedará en vuestros corazones.

Podéis encontrarla en Amazon en dos formatos: versión kindle por sólo 0,99 céntimos y en versión libro tapa blanda por 12,35€.

Podéis seguir a Alex Pler en Facebook y Twitter.

Foto cabecera:
Eduard Mairal

No hay comentarios:

Publicar un comentario

"It's a brand new day things will go my way"

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...